Los Cavaliers defienden «The Q» ante los Bucks

Milwaukee Bucks 108 - 111 Cleveland Cavaliers

CAVS

Gran partido el disputado en Ohio por los Cleveland Cavaliers y los sorprendentes Milwaukee Bucks. Siempre igualado y con alternancias en el marcador que hizo que se mantuviera la incertidumbre hasta prácticamente el final del mismo.

Los Cavaliers llegaban con 3 victorias consecutivas, logradas todas ellas en su feudo, que querían seguir defendiendo ante unos más que sorprendentes Bucks, de los que nadie esperaba los resultados que han obtenido hasta el momento. El partido demostró que tanto unos como otros se encuentran en un buen momento y que la división central será dura.

Empezaba el partido con un superlativo Kevin Love, que se iba a ir en el primer cuarto a unos sobresalientes 17 puntos y 5 rebotes para una ventaja de 7 puntos al final de los 12 minutos para su equipo. Un gran porcentaje de acierto y una gran circulación de balón hacia presagiar un partido cómodo para los Cavs. Sin embargo, los de Milwaukee iban a ser unos duros rivales que realizarían ajustes bajo el excelente mando de Jason Kidd para mejorar en ataque y ser más agresivos en defensa. Se repartían los puntos el quinteto titular de los Bucks en este primer periodo.

El 2º cuarto empieza con un 11-0 de parcial para los visitantes, que apoyados en su segunda unidad y 9 puntos de Jerryd Bayless se ponían por delante. Podría decirse que este segundo cuarto era una repetición del primero, pero invirtiendo los equipos, es decir, unos Bucks lanzando con altos porcentajes y seleccionando correctamente los lanzamientos y unos Cavs que sufrían para anotar y no eran capaces de parar la ofensiva de sus rivales. El resultado fue un parcial de 31-22 en el cuarto y por tanto una ventaja de 2 puntos al descanso para Milwaukee Bucks, dejando el luminoso en 54-52.

El tercer cuarto fue muy bonito y muy disputado. Ambos equipos anotaban fácil, buscando tiros cómodos que conseguían anotar sin que las defensas fueran efectivas. El backcourt de los Bucks (Knight y Mayo) anotaban 9 y 8 puntos respectivamente y en los Cavs, Kyrie Irving se echaba el equipo a las espaldas ante la ausencia por el momento de un LeBron James que no conseguía meterse en el partido y por sus gestos parecía estar incluso un poco desesperado debido a su poca aportación anotadora (si estaba repartiendo juego y dando asistencias). Irving anotó 10 puntos en este tercer cuarto, que se saldaba con 27-25 para los locales y por tanto, empate a 79 para afrontar un apasionante último periodo.

El último cuarto daba una ligera ventaja inicial a los visitantes que llegaban a ponerse 10 arriba, pero un parcial de 15-5 logrado entre Love, Irving y Mike Miller igualó la contienda a falta de unos 5 minutos para el final. Llegado este punto, por fin LeBron James anotó la canasta que puso ventaja en el marcador para su equipo y alejó a los locales en el marcador. Llegó a tener Cleveland una ventaja de hasta 8 puntos que los Bucks intentaron, pero no pudieron reducir. Varias veces acudió LeBron James a la linea de tiros libres al final del partido en un último intento desesperado de los Bucks por empatar o ganar el partido. Acertó LeBron con 9 de los 12 que lanzó en los últimos momentos para maquillar su estadística final y para dar la victoria a su equipo. Registraba el marcador final un 108-111 que ponía a Cleveland con 9-7 y a los Bucks con 10-9 en el casillero de victorias y derrotas.

Por parte de los Cavs, los jugadores más destacados fueron los de siempre, su Big Three. LeBron terminó con 26 puntos y 10 asistencias, Kevin Love con 27 puntos y 10 rebotes y Kyrie Irving con 28 puntos y 6 asistencias (81 puntos entre los 3). En el conjunto de Milwaukee, destacaron Brandon Knight con 27 puntos, 8 asistencias y 6 rebotes, y el «rookie» Jabari Parker con 22 puntos y 8 rebotes.

Los Cavaliers se desplazarán a New York para enfrentarse en el Madison Square Garden dentro de dos días. Por su parte, los Bucks regresan a Milwaukee para enfrentarse mañana mismo en back-to-back a unos Dallas Mavericks que se encuentran de gira por el este.

En cuanto el desarrollo del partido cabe destacar las grandes direcciones de ambos equipos por parte de los entrenadores. Blatt supo parar el partido en los momentos adecuados para oxigenar a su equipo y realizar los ajustes pertinentes necesarios para ganar el encuentro. Además, el entrenador local utilizó a Mike Miller en un momento clave y el escolta fue tremendamente importante con 2 triples que supusieron severos golpes para el rival. Jason Kidd supo rotar a la perfección a la plantilla y defender a LeBron con diferentes hombres y buenas ayudas para no dejarle anotar fácilmente en la pintura.

Box Score del partido:

Cavs Bucks